¡¡ATENCIÓN!!:  Este sitio usa cookies propias y de terceros y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Loading color scheme

ENVIANOS TU TELÉFONO Y TE LLAMAMOS GRATIS

Estamos fuera de nuestro horario laboral. ¡Te llamaremos en cuanto volvamos!

ENVIANOS TU TELÉFONO Y TE LLAMAMOS GRATIS

¡Muchas Gracias!

1

              Nutrendo en Doctoralia

Anuncios de comidas poco saludables

Publicado por Nutrendo
LOS ANUNCIOS DE COMIDA POCO SALUDABLES Y SU INFLUENCIA EN LA DIETA DE LOS NIÑOS

  Según concluye una investigación de la McMaster University (Canadá), los anuncios de alimentos y bebidas con alto contenido de azúcar o sal tienen un impacto inmediato y significativo sobre los niños y hacen que lleven dietas dañinas.

El estudio, publicado en la revista "Obesity Reviews", examinó 29 ensayos que evaluaron los efectos de la comercialización de alimentos y bebidas poco saludables y analizó la ingesta calórica y las preferencias dietéticas entre más de 6.000 niños. Los investigadores encontraron que la publicidad aumentó la ingesta alimentaria e influyó en la preferencia dietética en los niños durante o poco después de la exposición a los anuncios.

El autor principal del estudio, Behnam Sadeghirad, estudiante de doctorado en Epidemiología Clínica y Bioestadística de McMaster, afirma que "el estudio muestra que los niños con una amplia exposición a la publicidad de alimentos poco saludables y bebidas a través del embalaje del producto (superhéroes, logotipos), la televisión e Internet ,consumen más calorías a corto plazo y prefieren la comida basura", explica.

Para la investigación, el equipo de Sadeghirad evaluó trabajos anteriores que examinaron la publicidad de alimentos y bebidas no saludables a través de televisión y cine, videojuegos comerciales, el uso de logotipos de marcas, envases con personajes de dibujos animados y anuncios en folletos y/o revistas.

Los resultados también plantean que los niños más pequeños (de unos 8 años de edad) pueden ser más susceptibles a los efectos de la publicidad de alimentos y bebidas en términos de cantidad y calidad de las calorías consumidas.

Según los investigadores, estos hallazgos son particularmente importantes teniendo en cuenta los últimos estudios que revelan que los niños están expuestos a un promedio de cinco anuncios de comida por hora, con los alimentos poco saludables representando más de un 80% de todos los anuncios de alimentos televisados en Canadá, Estados Unidos y Alemania.

"En general, nuestros análisis muestran la necesidad de revisar la política pública sobre el marketing de alimentos y bebidas insalubres destinado a los niños", plantea el autor del estudio Bradley Johnston, profesor asistente en el Departamento de Epidemiología Clínica y Bioestadística en McMaster y director correspondiente de SORT (Systematic Overviews through advancing Research Technology) en el Hospital for Sick Children Research Institute.

 

Deja tus comentarios

Comentarios

    • No se han encontrado comentarios